El precio de un coche se ve afectado por muchos factores, eso lo sabemos, pero en ocasiones son meramente subjetivos y no todo el mundo podría entender el motivo de todo ello. Es algo que podríamos atribuir al Jaguar D-Type, un coche que se ha subastado por 21,78 millones de dólares, unos 19,23 millones de euros. Cifras mareantes y con las que podríamos vivir el resto de nuestra vida sin pegar ni palo.

Jaguar puso en circulación el D-Type en 1955, era un coche muy revolucionario por aerodinámica y concepto, ya que se trataba de un modelo destinado a servir de homologación para las versiones de competición, que por entonces estaban obligadas a basarse en modelos de carretera.

Subasta coches tasación coches

Se convirtió en uno de los primeros coches de competición con frenos de disco en todas sus ruedas y gracias a su motor de seis cilindros en línea y 3.400 centímetros cúbicos, que rendía 250 CV, era capaz de superar los 250 km/h en una época en la cual, ni siquiera los coches de carreras lo conseguían, o al menos no lo lograban los basados en modelos de producción.

¿Por que esa tasación? Pues para empezar es el coche con el que Jaguar ganó en las 24 Horas de Le Mans de 1956, tiene el chasis número XKD 501, el primer chasis asignado a un Jaguar D-Type y la primera unidad vendida a un equipo privado, Ecurie Ecosse, habiendo participado posteriormente en carreras como la Mille Miglia.